El presidente de BYU alienta la perseverancia y la unidad

108

Traducido por Breanna Jones y revisado por Octavio Contreras

Read in English: BYU president encourages perseverance, unity

Durante el primer discurso del semestre el 12 de enero, el presidente Kevin J Worthen exhortó a los estudiantes a perseverar en unidad a pesar del COVID-19 y el caos.

El poder de la unidad y la diversidad es más necesario que nunca durante la pandemia y otras cuestiones urgentes, él dijo. El presidente Worthen también les recordó que la pandemia no ha terminado y que deben adherir a las directrices sobre seguridad del COVID-19, elogiando el buen trabajo del semestre pasado.

“Si bien hay un mayor optimismo porque el fin está a la vista, hay una necesidad acorde de ser más diligentes que nunca en el uso de máscaras, el lavado de manos, el mantenimiento del distanciamiento social y el cumplimiento de los protocolos de prueba”, él explicó.

Además, la hermana Peggy S. Worthen dió un mensaje que se enfocó en los desafíos modernos. Exhortó a los estudiantes a tener gratitud en todo momento.

El presidente Kevin J Worthen aconsejó a los estudiantes y la facultad a “perseverar en unidad” durante la pandemia y otras cuestiones urgentes en su discurso del semestre el 12 de enero. (BYU Photo)

Hay “poder en la unidad”, dijo el presidente Worthen, haciendo referencia al profeta José Smith. “Estamos más necesitados de este poder unificador quizás que en cualquier otro tiempo de nuestras vida. No solamente para aguantar la pandemia, sino también para abordar las cuestiones urgentes como la justicia social, la pobreza, el racismo, y la división cargada e intolerancia en los mensajes políticos, tal como otros mensajes.”

La presencia o ausencia de la unidad determina el destino eterno del individuo tal como la estabilidad y prosperidad de las comunidades. La unidad verdadera, sin embargo, no requiere que las personas dejen su individualidad, dijo el presidente Worthen.

Él destacó que la unidad y la diversidad ayudan a los miembros de la ciudad universitaria a alcanzar su potencial completo. “Sin la unidad, la diversidad llega a ser divisiva. Sin la diversidad, la unidad llega a ser estancada.”

Después dió un ejemplo de la música jazz y mostró un vídeo de un foro que Marcus Roberts y el “Modern Jazz Generation” presentaron el febrero pasado. En un conjunto de jazz, la improvisación individual muchas veces toma el centro de atención, pero todavía hay una necesidad de la unidad, él relató.

“Si nos esforzamos por lograr una verdadera unidad al seguir el ejemplo del Salvador en amar a los demás sin importar su raza, género, orientación sexual, creencias políticas u otras características diferentes, podremos verdaderamente cambiar la comunidad universitaria y el mundo en que vivimos”.

Para mejorar tanto la unidad como la diversidad, el presidente Worthen dijo a los estudiantes de BYU que eviten la contención y reconozcan que la unidad perfecta solamente se consigue por medio de Dios y Cristo.

“Mientras que la diversidad no es el opuesto de la unidad, la contención sí lo es”, él compartió, añadiendo que el evitar la contención no significa que los individuos no estén en desacuerdo.

Los individuos deben estar en desacuerdo de manera que se centren en los temas en lugar de hacer ataques personales. Los desacuerdos también deben reflejar la verdad de que todos somos amados hijos espirituales de Padres Celestiales, dijo él.

“Así que mi mensaje para ustedes es sencillo. Perseveren en unidad, para acercarse al Padre Celestial y a Cristo, quienes nunca se cansan y son perfectamente unidos”.

La hermana Peggy S. Worthern habla en el primer discurso del semestre el 12 de enero. Ella les recordó a los estudiantes de la importancia de la gratitud. (BYU Photo)

La hermana Peggy S. Worthen también se dirijió a los desafíos actuales y ofreció la gratitud como la cura. La gratitud, dijo ella, “eleva nuestras almas a través de su milagroso bálsamo curativo”.

“Ya sea que estemos en medio de una pandemia global, experimentando pérdidas y dolor, o que estemos pasando por los momentos más felices de la vida, nunca podemos olvidarnos de expresar nuestra gratitud,” ella compartió.

Print Friendly, PDF & Email