Friday, April 16, 2021

Kavika Fonua, jugador del equipo de fútbol americano de BYU, encuentra consuelo en adversidades pasadas

Traducido por Cas Kersten y revisado por Abish Lopez

Read in English: BYU Football’s Kavika Fonua finding solace in past adversities

Kavika Fonua, estudiante de último año y un apoyador del equipo de fútbol americano de BYU, ha tenido que tratar una serie de cambios inesperados a lo largo de sus seis años de su carrera universitaria.

Fonua, un ex-candidato de tres estrellas que viene de Syracuse High School, pasó al lado ofensivo del juego para jugar como corredor en el año 2017, después de haber jugado como apoyador en los 13 juegos de la temporada deportiva anterior. Él apenas había jugado en cuatro partidos cuando una serie de problemas en la espalda y los tendones de la corva hicieron que Fonua terminara su temporada deportiva. 

Su situación empeoró en el 2018. Justo cuando el jugador de seis pies y 205 libras comenzó a recuperar toda su fuerza y salud, se rompió el peroné durante las prácticas de primavera. Se le concedió una redshirt médica, y Fonua estaba en el banquillo durante la siguiente temporada. En resumen, Fonua, quien tuvo un año destacado después de regresar a su posición como apoyador la temporada pasada, conoce bien al cambio y la incertidumbre. 

Mientras los equipos de fútbol universitario continúan optando por no participar en la temporada de 2020, lo que hace que los admiradores se pregunten si BYU pronto hará lo mismo, Fonua reflexiona en sus adversidades pasadas para mantener la calma en medio del caos. 

“He aprendido a concentrarme en las cosas que sí puedo controlar”, dijo Fonua. “Sinceramente, no puedo preocuparme por todas las cosas que me he estado preguntando en cuanto a la próxima temporada deportiva. Simplemente he estado haciendo todo lo posible durante el entrenamiento para hacerme más grande, más rápido y más fuerte durante este tiempo agitado”.

Kavika Fonua, un apoyador del equipo de BYU, se aleja de una jugada después de ayudar con una atajada durante el partido contra USC el 14 de septiembre de 2019, en el LaVell Edwards Stadium. (Hannah Miner)

La perseverancia de Fonua se mostró durante la temporada deportiva pasada. El nativo de Syracuse, Utah, lideró la defensa de los Cougars con unas 83 atajadas, como máximo en equipo. 46 de esas 83 eran atajadas que logró por sí mismo. Al vencer los partidos contra Tennessee y Utah State, Fonua hizo jugadas por todo el campo. Se registró que forzó tres pases incompletos, logró una captura, causó un balón suelto forzado y dos intercepciones claves. 

Fonua comandó a un grupo de apoyadores que tomo 10 de las 15 intercepciones del equipo. Como grupo, los apoyadores del equipo de BYU lideraron la nación en intercepción durante la gran parte de la temporada deportiva de 2019.

Mientras Fonua le da crédito al personal de entrenamiento y a los entrenadores del equipo por ayudarle a tener la temporada deportiva de recuperación que tuvo, también reconoce que el aliento de su familia fue crucial para ayudarle a superar el proceso de recuperación. Fonua enfatizó específicamente que el apoyo de sus padres y su esposa, Verónica, con quien se casó este verano, era fundamental para su regreso a fuerza completa.

“Mi familia ha sido un excelente sistema de apoyo”, dijo Fonua. “En especial, mis padres siempre han estado ahí para mí en las buenas y en las malas. Siempre que he estado deprimido, siempre me han ayudado a seguir esforzándome. Mi esposa también siempre está ahí. El apoyo social que he tenido me ha ayudado muchísimo a seguir adelante y llegar a la temporada deportiva de mi último año”.

Otra razón por la que Fonua cree que pudo tener la temporada destacada que tuvo el año pasado fue su conocimiento del lado ofensivo del juego. Fonua, quien jugó tanto el lado ofensivo como el defensivo durante la mayor parte de su carrera en la escuela secundaria, siente que su experiencia ofensiva le ha permitido meterse en la mente de sus oponentes mientras juega como apoyador. 

Aunque el tiempo que pasó en la ofensiva de BYU fue de corta duración, Fonua reconoce que la experiencia le ayudó a ver cómo funciona el juego desde una perspectiva diferente. Durante su regreso al campo de fútbol americano la temporada pasada, Fonua captaba las señales de las ofensivas rivales, las cuales le permitían interrumpir varias jugadas. 

Kavika Fonua, No. 34, celebra con la defensa de los Cougars después de que Isaiah Kaufusi, No. 53, también un apoyador, salió con una intercepción contra Boise State el 19 de octubre de 2019 en el LaVell Edwards Stadium. (Hannah Miner)

“Ahora he tenido la oportunidad de aprender ambos lados del juego y ver cómo funciona todo”, dijo Fonua. “Aprender todo lo de la ofensiva realmente me ha hecho reaccionar mejor a las jugadas y estar atento a las pequeñas señales, cosas que no habría sabido hacer si no hubiera jugado en la ofensiva”.

A pesar de una temporada deportiva muy exitosa y aunque no se sabe si se llevará a cabo la próxima temporada, Fonua todavía espera cosas aún mayores de sí mismo. Ahora sabe de lo que es capaz, y siente que está en la mejor forma física y mental de su carrera. 

Aún así, Fonua también se da cuenta de que sus días como jugador universitario no durarán para siempre. Admite que la gran parte de su enfoque durante la pandemia del COVID-19 ha sido motivar a sus compañeros de equipo y asegurarse de que también estén listos para darlo todo esta temporada, sea cuando sea.  Él ve el potencial en los apoyadores más jóvenes de BYU, muchachos como Payton Wilgar, Max Tooley y Jackson Kaufusi, y espera dejar una impresión duradera en ellos mucho después de su partida.

“Estoy enfocado en hacer que nuestro equipo esté bien y asegurarme de que todos conozcan las jugadas para que todos podamos tener un buen año”, dijo Fonua. “Tener a todo el equipo, no sólo a los 11 principales, sino tener la segunda y la tercera unidad listas para intervenir en cualquier momento y hacer jugadas es algo muy importante”.

“Además, he estado trabajando en enseñar todo lo que he aprendido del pasado a los estudiantes de tercer y segundo año”, agregó Fonua. “Creo que pueden tener un gran impacto en este programa de fútbol americano”.

Print Friendly, PDF & Email

Top Sports Stories

Universe 2021 NFL Draft Guide

The Universe has put together a comprehensive BYU-focused draft guide to shed light on all of the prospects ahead of the April 29 draft.

Olympic overview: Runner Michael Bluth sets the all-time BYU record in the 400-meter

The BYU Olympic sports had another impressive week, with schools records set in track and field, and dramatic wins for women's soccer and baseball.

BYU women’s lacrosse finds new keeper of the frame

When Emma Smith decided to play lacrosse for BYU, she never imagined that as a first-year player she would hold the fate of each game in her hands.

The Young Legacy: Two gymnasts’ journey from BYU to the Olympics

Wayne Young and his son Guard took different paths to Olympic gymnastics, but both ended up coaching at BYU and leaving a legacy with the Cougars.
- Advertisement -
Print Friendly, PDF & Email