BYU todavía requiere el SAT/ACT para la admisión, pero permitirá la entrega tardía de resultados

128

Traducido por Nathan Henstrom y editado por Nicole Coello

Read in English: BYU still requiring SAT/ACT but will allow late test score submissions

A pesar de las dificultades que se han presentado con COVID-19, BYU todavía va a requerir que los candidatos entreguen sus resultados del SAT o el ACT. 

No obstante, la universidad permitirá que los candidatos envíen su solicitud a la universidad sin sus resultados de prueba para cumplir el plazo de solicitud. Entonces, para ellos será requerido enviar sus resultados antes del 8 de enero, 2021, casi un mes después del plazo del 15 de diciembre, 2020. 

Los candidatos que planean retomar el ACT o el SAT pueden enviar sus resultados originales con su solicitud de ingreso y después enviar sus nuevos resultados cualquier día previo al 8 de enero, 2021. Aún así, es posible que la entrega de los resultados sea difícil para los candidatos debido a la gran falta de oportunidades para retomar estos exámenes. 

El ACT y el SAT son solamente ofrecidos a estudiantes en algunas fechas específicas con solo pocas excepciones debido a las observancias religiosas. Los estudiantes de secundaria tendrán cuatro oportunidades para tomar el ACT y cinco oportunidades para tomar el SAT antes del plazo. 

El College Board, la organización que supervisa el SAT, ha informado que “están experimentando un gran influjo debido a la demanda extraordinaria”.  A la misma vez, dicen que “muchos de los centros de examinación tienen menos espacios debido a las directivas de distancia social y otros se han cerrado completamente”, según el sitio de web del College Board

El ACT experimentó el cierre de cientos de centros de examinación para la fecha del 13 de junio, y eran veinticinco los centros que reprogramaron el 20 de junio como una fecha alternativa. Según Tarah DeSousa, una portavoz para el ACT, el examen se ha administrado en cuarenta y cinco estados. El SAT, sin embargo, canceló completamente su fecha de prueba en junio. 

Si los estados continúan viendo influjos en los casos de COVID-19 a medida que se vuelven a abrir, podrían producirse más cierres de sitios de prueba en futuras fechas de prueba. Los sitios web de ambas pruebas advierten a los estudiantes que presten mucha atención a las actualizaciones para la ubicación de la prueba específica.

“A medida que más estados y comunidades vayan abriendo en las semanas venideras, anticipamos y nos preparamos para una capacidad de examinación nacional más grande para el 18 de julio. Estamos trabajando con oficiales de los diferentes estados y con sitios de testeo alrededor del mundo para determinar cuáles sitios se pueden abrir seguramente”, aseguró DeSousa. 

Sin embargo, todos los esfuerzos como estos no han aliviado el estrés para muchos estudiantes de la secundaria. 

Sierra Violette, estudiante de último año de secundaria, proveniente de Meridian, Idaho, tuvo planes para tomar los exámenes en Abril. Cuando se cancelaron, ella reprogramó su fecha para tomar el SAT en Octubre y todavía no puede averiguar cuándo podrá tomar el ACT. Ella dijo que los cambios le han sido complicados. 

“Para mi ha sido complicado saber cuándo lo voy a tomar y cuándo me tengo que preparar,” ella explicó. Mirando el lado positivo, ella dijo que tendrá más tiempo para prepararse por los exámenes. 

Aunque ella está un poco preocupada de que su fecha se puede cancelar en Octubre, le tranquiliza la obviedad de que las universidades tendrán que ser más flexibles durante la pandemia. 

Teal Wasson, quien vive en Kahuku, Hawaii, y asimismo va a terminar la secundaria este año próximo, también se preocupa por la probabilidad de que no podrá tomar los exámenes. A la misma vez, ella está agradecida por el plazo extendido de BYU. 

“Los estudiantes se sienten impotentes cuando se trata de las fechas del SAT o el ACT y si su disponibilidad. Cuando existe disponibilidad, los espacios se llenan muy rápido porque todos los quieren”, comentó ella. 

Ella había planeado tomar los exámenes en el verano, pero la pandemia se lo impidió y ella tuvo que cambiar sus planes. La fecha más cercana en la que ella podrá tomar los exámenes en su isla será en septiembre. 

“Eso me estresa mucho. Solo quiero tomar los exámenes para que yo pueda empezar el proceso de solicitud de ingreso a las universidades”, dijo ella. “Estoy estancada hasta septiembre para terminar las solicitudes de ingreso”. 

Aunque Wasson cree que tiene sentido que BYU y otras universidades sigan requiriendo estos exámenes, ella espera más fechas disponibles para tomarlos. 

“Aunque la pandemia ha afectado al mundo de gran manera, estamos adaptandonos y tendremos que adaptarnos a más problemas con respecto al SAT y al ACT”, explicó Wasson. “Lo podemos hacer, solo necesitamos el apoyo de las universidades”. 

Hasta el momento, BYU no ha clarificado cómo va a enfrentar casos en los que un candidato no pudiera tomar el ACT o el SAT antes del 8 de enero del 2021.

Print Friendly, PDF & Email